martes, 20 de junio de 2017

Un poco de historia (LXIII)

La avenida de los Infantes


Cuando en el siglo XIX empezaron a llegar los primeros bañistas a El Sardinero entre 1845 y 1847 se abrió un camino que comunicaba El Sardinero con Miranda. Este paseo recibió el nombre popular de "paseo de coches". Debido a que El Sardinero en aquella época se consideraba extrarradio de la ciudad este camino no figuraba en los planos urbanos.


Paseo de los Infantes


Con el auge del veraneo en Santander (los "baños de ola", las estancias de los reyes, etc.) cada vez venía más gente a pasar los meses estivales. Se empezaron a construir los primeros hoteles, pensiones, residencias familiares, etc. por todo El Sardinero. Por este motivo el paseo de coches se fue urbanizando. En agosto de 1915 el paseo recibió oficialmente el nombre de "Paseo de los Infantes" según un acuerdo municipal. El nombre hace referencia a los infantes Carlos de Borbón y su esposa María Luisa de Orleans, que frecuentaban los veranos santanderinos y se alojaban en la residencia que el naviero Ángel B. Pérez tenía en un terreno en la esquina con la avenida de Pontejos1.

En 1918 se empezó a construir un grupo de chalés de verano frente a un pequeño bosque de pinos que bordeaba el paseo. Estos chalés recibieron el nombre popular de "chalés de Prieto Lavín" por ser éste el primer promotor de esta clase de barrios, o "colonias", residenciales. Durante la II República, de 1931 a 1936, la calle recibió el nombre de "Avenida Principal". En 1937 recuperó su nombre original.


Paseo de los Infantes

A partir de 1912 un ramal del tranvía a Miranda bajaba por el paseo de los Infantes y luego seguía por el camino de Pontejos para volver por la avenida de Castañeda, pero a mediados de los años 40, cuando el camino de Pontejos pasó a ser la avenida de Pontejos, el trazado del tranvía cambió y seguía por el paseo de los Infantes hasta la plaza de Italia. Un mes de septiembre, en la curva junto a Los Pinares volcaron un tranvía y su jardinera llenos de gente que acudía a un partido de fútbol. Hubo varios heridos.

Aunque los edificios que la bordean son modernos, aún quedan algunos chalés familiares que recuerdan su pasado. Ignoro la fecha en la que dejó de ser paseo y se convirtió en avenida.


1 El edificio, modificado, aún existe. Estuvo abandonado mucho tiempo y en los años ochenta fue convertido en apartamentos y se le añadieron dos pisos. También se conserva la verja que bordea la finca.


Un poco de historia (LXIV). El suministro de agua a Santander (I)
Un poco de historia (LXII). El primer presupuesto de Santander



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Por favor, escribe tu nombre y tu comentario. Los comentarios con información personal (teléfono, correo, dirección, etc.) o que sean ofensivos, de mal gusto, etc., no serán publicados. Tampoco serán publicados los comentarios con contenido comercial, publicitario, etc.

Si quieres que te responda en privado, utiliza el "Formulario de contacto" indicando tu nombre y dirección de correo para que pueda responderte. Muchas gracias.