miércoles, 13 de agosto de 2014

Un poco de historia (XXXIII)

La Plaza de Farolas




Si en un artículo anterior contábamos la historia de los Jardines de Pereda, hoy vamos a contar la historia de la Plaza de Farolas y de la Avenida de Alfonso XIII, contiguas a los Jardines. Para ello, primero hay que remontarse al siglo XIX. En la primera foto, de 1867, se puede ver la dársena de La Ribera, el Castillo de San Felipe, delante de la Catedral, y el Muelle, con las casas al borde del mar. Pues bien, esa dársena estaba donde hoy están la Plaza de Farolas y los Jardines de Pereda.

En la segunda foto, de 1884, ya está hecho parte del relleno de la dársena. En esta foto, tomada desde el Puente de Vargas, se puede ver la primitiva Plaza de la Dársena, con el monumento a Velarde inaugurado unos meses antes, en el lugar en el que hoy está el edificio de Correos.


En esta foto de 1916 ya se puede ver la Plaza de Farolas. La denominación de "Plaza de Farolas" se debe a las farolas monumentales que se pusieron en ella y que, con el tiempo, han sido colocadas en distintos lugares de la ciudad. Hoy en día una de ellas está en la Plaza de Juan Carlos I, otras dos están en la Plaza de Numancia y la cuarta está en la Alameda de Oviedo, en una rotonda situada frente al Centro de Salud de la calle Vargas. En la foto se puede ver el Salón Pradera y el Hotel Europa (donde hoy está el Hotel Bahía).


Esta foto es de 1930 y en ella se puede ver lo animada que se ponía la plaza cada vez que en el puerto había un barco de pasajeros. De ella salían autobuses a los distintos hoteles de El Sardinero e incluso de la provincia. También tenían paradas en ella los tranvías de El Astillero y de Miranda en su recorrido hasta la Estación del Norte. En esta foto también se puede ver ya el edificio del Banco de España.



Durante la II República, la Avenida de Alfonso XIII recibió el nombre de Avenida de Galán y García Hernández, en recuerdo de los capitanes Fermín Galán Rodríguez y Ángel García Hernández, dos de los militares que el 12 de diciembre de 1930 se sublevaron contra Alfonso XIII y que, tras ser juzgados en Consejo de Guerra el 14 de diciembre de 1930, fueron condenados a morir fusilados. La II República fue proclamada cuatro meses después, el 14 de abril de 1931. Como se puede apreciar en estas fotos, la Plaza de Farolas era un gran bulevar.




En la reconstrucción de la ciudad después del incendio de 1941 se ajardinó la Plaza de Farolas y en su centro se construyó un estanque, como se puede ver en la primera foto, de 1952. Para que pudiera celebrarse el Festival Internacional de Santander en la Plaza de Velarde (popularmente llamada Plaza Porticada), el monumento a Velarde se trasladó en 1954 a la Plaza de Farolas. Para ello, el estanque se dividió en dos y entre ellos se situó el monumento, como se puede ver en la segunda foto. La tercera foto es de 1977.


En 1978 se inició la construcción de un aparcamiento subterráneo en la Plaza, por lo que, de nuevo, el monumento a Velarde fue retirado mientras duraron las obras. Una vez terminadas éstas, la Plaza dejó de ser un bulevar, pasando a tener tráfico sólo por la Avenida de Alfonso XIII, que recuperó su nombre después de la Guerra Civil. El monumento a Velarde, debido a su peso, no pudo volver a su anterior emplazamiento en medio de la Plaza, por lo que fue situado en un extremo de la misma, como se puede ver a la izquierda en la foto de arriba, de 1999.


En 2002 la banda terrorista ETA hace explotar un coche bomba en el aparcamiento subterráneo, causando tantos destrozos en el mismo que éste tiene que cerrar. Tras permanecer unos años cerrado y una nueva reforma, en 2008 es inaugurada la nueva Plaza de Farolas. Esta renovación implicó el traslado, una vez más, del monumento a Velarde. Como en la Plaza de Velarde tras su última reforma, en la que fue peatonalizada, se decidió que se podrían celebrar actuaciones, conciertos, exposiciones, etc., no se podía poner a Velarde en el centro, como antiguamente, se le situó entre los edificios de las delegaciones del Gobierno y de Hacienda, donde está actualmente.

Con motivo de la última reforma de los Jardines de Pereda por la construcción del Centro Botín, también se ha reformado la Plaza de Farolas, siendo ahora un espacio totalmente diáfano. También se ha suprimido definitivamente el tráfico de la misma.


Un poco de historia (XXXII)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Por favor, escribe tu nombre y tu comentario. Si quieres que te responda en privado, utiliza el "Formulario de contacto" indicando tu nombre y dirección de correo para que pueda responderte. Muchas gracias.